TOP

Los casinos online tendrán su propio dominio

Dominios casino

Pues sí amigos, parece que los nuevos dominios influyentes ya están aquí.

Como anunció la Internet Corporation for Assigned Names and Numbers (ICANN), en junio del año recién terminado, a principios del 2013 comenzará a entregar los nuevos dominios de la red. Aún no ha comenzado este reparto pero se espera que lo haga en las próximas semanas. Aún así, son muchos los rumores, prácticamente confirmados, que corren por la red.

A mediados del 2012 la ICANN hizo públicos los nombres de los casi 2.000 dominios que les habían solicitado. Para los que no estéis muy enterados del tema, a partir de los próximos meses los habituales .com, .net o .es tendrán compañía en la red ya que habrá empresas y páginas que tengan dominios propios.

Entre las empresas que han solicitado tener su propio dominio parece que están Microsoft, Telefónica, Audi o Apple. Es decir, transatlánticos del mercado con una buena cantidad de dólares en sus cuentas bancarias. ¿Por qué digo esto? Porque estas nuevas extensiones no son precisamente baratas. El importe será de 140.000 dólares en el inicio, más 19.000 euros de cuota anual.

Al menos eso se desprende de las últimas informaciones, porque cuando la ICANN sacó el listado de las solicitudes se hablaba de más dólares aún. En concreto, 185.000 de principio y 25.000 anuales.

ICann

Pero estos dominios no solo harán referencia a empresas. También aparecerán en la red extensiones que tengan que ver con el contenido o la función de la página en cuestión. Así, se podrán ver páginas cuyos nombres terminen con .xxx, .banco, .law o .doctor. Además, una de las extensiones que con absoluta seguridad llegará a la red será .casino.

Por tanto, se producirán cambios de dominio en los casinos online. Un tipo de páginas que cada vez abundan más en la red. La llegada de este tipo de extensiones no supondrá ningún cambio importante para el usuario, a excepción de que, como es lógico, estará meridianamente claro el contenido de cada web.

Sin embargo, para los dirigentes de las diferentes webs las cosas sí que cambiarán, y no solo por el tremendo desembolso económico que deberán hacer.

En el caso de la extensión .casino, mientras no sea obligatorio adquirirla muchas empresas se mantendrán en la red, sin embargo, si alguna vez llega a ser una necesidad por imperativo legal, solo algunas aguantarán, por tanto, las páginas menos potentes, lo tendrán realmente complicado.

Tendremos también que comprobar cómo repercute la nueva estructura en el SEO de las búsquedas.

http://abrahamvillar.es/villanueva-de-perales-conocer-a-gente/
http://abrahamvillar.es/mejor-isapre-hombre-soltero/